Lunes 6 de Febrero de 2023

Hoy es Lunes 6 de Febrero de 2023 y son las 02:29 - Bienvenidos a Informados y Comprometidos con la realidad, desde Perito Moreno, provincia de Santa Cruz.

PROVINCIA

5 de agosto de 2019

Participación y voto afirmativo podrían ser claves el domingo

En las últimas elecciones el 30% de los electores habilitados no concurrió a votar. Del 70% que sí lo hizo, el voto blanco, nulo, recurrido o impugnado sumó entre el 5 y el 8%. De esta manera, de los 252.428 electores habilitados, podría haber entre 75 y 80 mil personas que no voten. A las que se le suman entre 8 y 10 mil más que anulen o voten en blanco.

No son pocos los ciudadanos que reniegan de ir a votar -en general y en particular- en las PASO, pese a que es una obligación ciudadana hacerlo y pesan multas para los infractores.

En 2015, cuando se votaba los candidatos a presidente, senadores y diputados nacionales, en las PASO concurrió a votar el 72,11% del padrón electoral. Y de ese total, sólo el 95,4% lo hizo de manera afirmativa. Es decir que en total, el 68,8% de los electores eligieron a un candidato específico.

En octubre, cuando, además se votó el gobernador, diputados, intendentes y concejales, la concurrencia, que se suponía iba a ser mayor, disminuyó.

Sólo el 68,43% de los 239.130 ciudadanos habilitados concurrieron a las urnas. De ese guarismo, apenas el 92.64% votó en forma afirmativa. El 7,36% restante lo hizo en blanco, anuló su voto o su participación fue recurrida o impugnada.

Para el 2017, elecciones netamente legislativas, la participación del padrón en las PASO de agosto fue del 68,65% de los 248.289 electores habilitados. Sólo 156.913 votaron en forma positiva. El resto (7,94%) anuló su voto o no eligió a nadie.

En las definitivas de octubre, la participación del electorado creció al 70,19% del padrón. De esta manera, de los 174.989 electores que se acercaron a los centros de votación, el 95,05% metió al menos una boleta en el sobre. El 4,95% restante o metió en la urna el sobre vacío o anuló su voto.

En esta elección se dio la particularidad que el voto “nulo”, duplicó el voto en blanco.

El desafío

El próximo domingo, la elección en Santa Cruz será atípica. Porque a las PASO para elegir candidatos nacionales, se suman las generales para definir el futuro gobernador y la integración de la Legislatura provincial.

A sabiendas de esto, para más de uno de los candidatos, el desafío en esta elección es romper con la inercia de las últimas dos contiendas electorales.

El padrón creció muy poco. Hoy en Santa Cruz están habilitados 252.428 electores. 3.112 más que en 2017.

Si la decisión de ir o no a votar continuara como en 2015 y en 2017, habría entre 75 y 80 mil personas que no concurrirían a votar este domingo 11 de agosto. Pero si además, se suman quiénes toman como opción votar en blanco o anularlo, esa cifra se podría elevar hasta casi las 90 mil personas.

Un número más que significativo, si tomamos en cuenta que en 2015, el lema que resultó ganador (el Frente para la Victoria) obtuvo un total de 77.269 votos sobre los 70.669 que logró el principal lema de la oposición (Unión para Vivir Mejor), es decir que hubo una diferencia entre ambos de poco menos de 7 mil votos.

En contrario, también podría ser definitorio. En 2017 se impuso la oposición en Santa Cruz. Unión para Vivir Mejor (hoy Nueva Santa Cruz) obtuvo 73.345 votos, contra 53.357 votos que logró el Frente para la Victoria (Hoy Frente de Todos). La diferencia fue de casi 20 mil votos. Muy inferior a la cantidad de personas que deciden no cumplir con su obligación ciudadana de elegir autoridades.

Fuente / Irene Stur para La Opinión Austral

COMPARTIR:

Comentarios